Abinader: «Este año quiero que recordemos al Duarte ético»

El presidente de la República, Luis Abinader, exaltó este martes la figura del patricio Juan Pablo Duarte, por conmemorarse hoy el 208 aniversario del Padre de la Patria, al indicar que este año quiere que la administración pública y la población en general sigan los pasos del patricio en materia de ética y rendición de cuentas.

«En este año quiero que recordemos al Duarte ético; al que rendía cuentas de los fondos públicos y retornaba los que no utilizó. Ese es el Duarte que necesita la patria que imitemos cada servidor público y cada dominicano», expresó el mandatario en un mensaje colgado en Twitter.

En iguales términos se refirió la esposa del mandatario, la primera dama Raquel Arbaje, quien llamó a estudiar la vida del patricio, además de estudiar su ideario y enseñar a los niños y niñas a rendirle honor a quien liberó a la República Dominicana de una ocupacióne extranjera de 22 años.

«Mi amor a la patria se alimenta de mi admiración por la vida y obra del patricio Juan Pablo Duarte. Él y su familia entregaron con desinterés todos sus bienes, materiales e intangibles, para que hoy podamos decir ¡somos dominicanos! Estudiemos la vida de Duarte, reflexionemos sobre su Ideario. Enseñemos a nuestros niños y niñas a rendir honor a quien honor merece», publicó Arbaje también en su cuenta de Twitter.

Sobre Duarte

Hoy se conmemora el 208 aniversario del nacimiento de Juan Pablo Duarte y Diez, padre de la patria y fundador de la República Dominicana.

Nacido en la ciudad de Santo Domingo Colonial, el 26 de enero de enero de 1813, durante el período de la España Boba, fue el cuarto hijo del español Juan José Duarte Rodríguez y de la dominicana Manuela Diez Jiménez, oriunda de Santa Cruz de El Seibo.

Su familia residía en la zona colonial de la ciudad de Santo Domingo, específicamente en la calle Del Caño, esa misma casa hoy día está marcada con el número 308 de la actual calle Isabel La Católica, próximo a la parroquia Santa Bárbara, donde fue bautizado el 4 de febrero de 1813.

Su interés de conocimiento y ansias de superación lo llevaron a Europa, donde fortaleció sus ideas liberales y empezó a idear la independencia dominicana. A su regreso, se dedicó a la enseñanza de manera voluntaria, improvisando una escuela en el almacén de su padre en la calle Las Atarazanas.

El 16 de julio de 1838 – 16 años después de la ocupación haitiana – Juan Pablo Duarte y un grupo de amigos, bajo el lema «Dios, Patria y Libertad», fundaron la sociedad secreta La Trinitaria, que fue la organización política que permitió crear el Estado Dominicano, el 27 de febrero de 1844.

Entre sus primeros miembros se encuentran Juan Isidro Pérez, Pedro Alejandro Pina, Jacinto de la Concha, Félix María Ruiz, José María Serra de Castro, Benito González, Felipe Alfáu y Juan Nepomuceno Ravelo. Posteriormente se unieron Francisco del Rosario Sánchez y Matías Ramón Mella.

El patricio se encontraba fuera del país al momento de la proclamación de la independencia, debido a las persecuciones en su contra. Sánchez y Mella tomaron las riendas de la causa independentistas para proseguir con la consecución de la ansiada libertad.

Juan Pablo Duarte buscaba que la patria fuera libre de toda injerencia extranjera y que su pueblo alcanzara el bienestar creciendo con metas firmes y unido contra las adversidades, una de las cuales presente hoy e inimaginable ayer, desvinculada de malquerencias y conflictos con metrópolis, trae a la memoria rotundas enseñanzas duartianas: «Trabajemos por y para la patria que es trabajar por nuestros hijos y por nosotros mismos».

Juan Pablo Duarte falleció el 15 de julio de 1876, en Caracas, Venezuela. Sus restos fueron trasladados a suelo dominicano en 1884, por el gobierno de Ulises Heureaux (Lilís), que lo había declarado Padre de la Patria junto a los de Francisco del Rosario Sánchez y a Matias Ramón Mella.

Redacción N Digital

You may also like

Deja un comentario