Yamil Abreu y sus “20 mil conversaciones” con el Cartel de Sinaloa

SANTO DOMINGO.– Entre las pruebas que vinculan al dirigente perremeísta Yamil Abreu Navarro al narcotráfico, el Gobierno norteamericano alegó este viernes tener 20 mil conversaciones entre el político y el cartel mexicano de Sinaloa, así como otras evidencias que demuestran que es miembro de alto rango de esa organización criminal.
Así lo expuso en una audiencia de la Suprema Corte de Justicia, la representante de los Estados Unidos, abogada Analdis Alcántara, quien alegó también tener pruebas de instrucciones recibidas por Abreu Navarro de sus contactos dentro del cartel que le suministraban la heroína para ser traficada.
Asimismo, Estados Unidos dice contar con las declaraciones de testigos cooperadores, así como grabaciones obtenidas legalmente y pruebas materiales como incautaciones efectuadas en el país norteamericano a miembros de la organización que ya están detenidos.
Es por ello que tanto Alcántara, como el Ministerio Público solicitaron al tribunal la medida coercitiva que deberá cumplir Abreu Navarro en Najayo hasta que culmine el proceso de extradición.
Abreu Navarro, dirigente del Partido Revolucionario Moderno (PRM), organización a la que llegó desde el Partido Revolucionario Dominicano (PRD), estará en prisión hasta tanto se decida su extradición el próximo 17 de julio.
Los abogados del acusado, por su lado, defendieron la inocencia de quien definieron como empresario y político.
La Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD) anunció el pasado 9 de junio el arresto de Abreu Navarro, bajo acusaciones de encabezar una red internacional de narcotráfico, con presuntos vínculos con el cártel de Sinaloa.
De acuerdo con la DNCD, contra el detenido fue emitida una orden de arresto por parte de la Suprema Corte de Justicia, a requerimiento de la Fiscalía General del Distrito Este de Nueva York, que solicita su extradición a Estados Unidos.
La información precisó que el apresado dirigía presuntamente una red de narcotráfico transnacional radicada en la zona sur del país, específicamente en Padre Las Casas, Azua.
Esta red internacional tiene incidencia en México y Estados Unidos y se dedica al tráfico de heroína y otras sustancias controladas, al lavado de activos, movimiento y transacciones de dinero de manera ilegal, entre otras actividades, aseguró el organismo antidrogas.
fuente:EL NUEVO DIARIO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Vuelve al inicio
A %d blogueros les gusta esto: